… y se hizo la paz.

Buenas y en paz las tengan! Como ya se podía sentir en el ambiente, el gobierno y las Farc anunciaron que en 6 meses a partir de ahora se firmaría la paz. El 23 de marzo de 2016 puede convertirse en el día en que se pondría fin a más de cincuenta años de bala y plomo, masacres, secuestros, pescas milagrosas, collares bomba, reclutamiento de menores, atentados, narcotráfico… o ¿no?

Las alocuciones del presidente, Timochenko y del fiscal que dieron a los medios de comunicación parecen de un modo u otro orquestado para que el primero diera una idea general de los alcances del acuerdo, el otro se centrara en su comunicado en la idea de la no impunidad y el último saliera a calcar los mismos puntos y diera una especie de refuerzo subliminal para que el pueblo colombiano entendiera el acuerdo nada más que por simple y sencilla repetición. Da mucha gracia imaginar a dos personajes tan distantes ideológicamente uno del otro como lo son Santos y Rodrigo Londoño, intentando pegar las partes de una exposición en PowePoint (…usted diga esto y después yo digo lo otro…no presidente, mejor yo me aprendo de acá a acá y usted dice este párrafo… bueno comprímalo, envíemelo por mail y yo lo pego en mi cambuche)

Debe ser siempre un alivio para el país saber que ya existe una fecha y un plan que se está llevando a cabo para poder llegar al momento final de la firma de la paz (que no es cualquier cosa). También cuesta creer como algo real el afán con que el gobierno y la guerrilla están comprometidos en poner fin al conflicto de una vez por todas. ¿Será que los comandantes de las Farc ya están cansados de tanto bicho que los pica y los levanta por la noche? O ¿Ya están hartos de su maloliente “chucha” y quieren comprar ropa nueva? O ¿Quieren finalmente variar el menú de las lentejas con arroz y los alimentos no perecederos por lujosos y suntuosos restaurantes de tres estrellas michelín? Sea como sea, lo importante es que ya estamos “ad portas” de un acuerdo de paz de trascendental importancia para el país y su gente.

Desde luego, no todo son maravillas. Según lo acordado, se creará una justicia transitoria que investigará y entregará condenas entre tres y ocho años a aquellos que reconozcan sus delitos y hasta veinte o más años a los que no lo hagan. Que no podrán ser parte de planes de amnistía o indulto aquellos crímenes de lesa humanidad como el genocidio, desaparición forzada, tortura etc. Que se dejarán en libertad o en libertad condicional a aquellos procesos que respondan al delito de rebelión o delitos conexos y que se crearía un partido político de las Farc.

Hasta ahí, todo parece estar en orden. Lo que todavía no dicen es ¿Cómo y dónde van a pagar las condenas los guerrilleros o los demás agentes del conflicto?, ¿Cómo van a ser reparadas las víctimas?, ¿Desde cuando pueden acceder a cargos públicos los guerrilleros?, ¿Cuánto tiempo les van a dar a los altos mandos de las Farc?

Es cierto que un proceso tan complejo como este, donde está de por medio tanto odio, tantos muertos, tantos duelos; es necesario ceder y aprender a perdonar. Sin embargo, todavía no puedo digerir que a los comandantes de las Farc en su condena se les pueda suministrar un territorio limitado para su libre albedrio. Le doy y le doy vueltas a la idea pero no puedo concebir que individuos con tantos muertos encima puedan andar a sus anchas en sus propios latifundios tomando whisky y con prepagos en la piscina. No sé si será envidia pero la sola imagen me revuelve las entrañas.

Lo cierto es que el camino de la paz hasta ahora empieza pero también es “culebrero”. Quedan muchas sombras y muchas dudas que hay que ir resolviendo. Igualmente, Quedan todavía muchos agentes del conflicto y tal vez nos tome otros cincuenta años firmar la paz con el siguiente pero este es un pequeño paso que sabe a un mar de felicidad y todos los colombianos deberíamos celebrar (pero no con trago y bala, por favor).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s